ColombiaEspeciales

La espada de Bolívar: el símbolo del cambio en el gobierno de Gustavo Petro

Hasta último momento el presidente saliente, Iván Duque, se negó a que estuviese presente en la ceremonia de posesión de Gustavo Petro.

Uno de los momentos que entregó más simbolismo a la posesión del presidente Gustavo Petro fue la llegada de la espada de Bolívar al lugar donde se desarrollaba la ceremonia, en el corazón de Bogotá.

Pero para llegar a ese momento emocionante, símbolo de los mejores y positivos tiempos que vendrán de aquí en adelante, pasaron muchos avatares.

El gobierno nefasto saliente de Iván Duque se negó en todo momento a que la espada saliera de la Casa de Nariño, a pesar que se aportaron todos los permisos necesarios por el Ministerio de Cultura al ser un bien patrimonial y se dispusieron de pólizas por más de $1.000 millones para su traslado sin problemas.

El problema es que Duque y sus secuaces no querían que la espada de Bolívar estuviera en ese encuentro porque ella significa la lucha de las organizaciones beligerantes por la libertad y la implantación de un modelo de igualdad y oportunidades en Colombia y para los colombianos.

El haber sido sustraída en los años 70 y devuelta en 1990 tras los acuerdos de paz con el M-19 ha sido eterna molestia para los sectores retardatorios del país. Los mismos que buscaron quitar ese símbolo en la posesión y no lograron.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cerrar